viernes, 25 de octubre de 2013

Llegó el otoño

Caray, cómo pinta este año el otoño en Madrid. En los últimos días, aquí llueve y no para. Yo antes me preguntaba por qué el barrio donde vivo se llama "Arroyo de la Vega", pero, después de ver cómo corre el agua por la zona, creo que ya he salido de dudas al respecto... je,je,je,je.

Está claro que de esto tampoco tenemos en Canarias... que por algo somos la tierra de la eterna primavera. Allí nos caen "cuatro gotitas" y en media hora ya volvemos a nuestro tiempo "paradisiaco", aunque todo esto tampoco tendría que ser un gran problema para las palomas... si no fuera porque he descubierto que mi palomar de viajeros tiene goteras... joooer y de las buenas, de esas que parece que llueve más dentro que fuera. A ver si el tiempo nos da un poco de tregua, para poder arreglar el problema. Mientras, tendré que buscarle unos chubasqueros a mi pequeñines... o una barca :(