martes, 11 de noviembre de 2014

No me olvido

Aunque hace tiempo que no les cuento nada sobre nuestra idea de volar desde España el Marsella Internacional, no crean que la cosa anda parada, más bien todo lo contrario... anda demasiado movida. Antes de seguir con la historia los pongo en antecedentes de cuál es la situación de la colombofilia belga en estos momentos. Hace unas semanas la región de Valonia (la parte que habla francés en Bélgica) ha decidido constituir lo que ellos han dado en denominar: " L'Association Wallonne Colombophile". Esta "Asociación Valona de Colombofilia" en su mismo acto de presentación se ha apresurado a comunicar que su intención no es romper la colombofilia belga ni gestar una federación en paralelo, sólo buscan mejorar la organización de la colombofilia valona y potenciar sus competiciones... pero los hechos y las declaraciones "off the record" parecen demostrar justo lo contrario. Todo indica que se ha puesto la semilla de lo que proximamente podría ser la fractura de la colombofilia nacional belga, que daría lugar a una federación valona y una federación flamenca totalmente independientes, a causa de los continuos ataques que desde la dirección de la Federación Nacional (controlada por la colombofilia de la zona flamenca) de aquel país se han llevado a cabo contra las actuales instituciones valonas. En los últimos días otro asunto, que en cualquier otro momento podría haber sido una nimiedad, ha vuelto a echar gasolina al fuego. El presidente de la Federación Nacional, por medio de su secretario, ha vetado la asistencia como medio acreditado en las Jornadas Nacionales de Colombofilia a uno de los principales periódicos colombófilos que se editan en Valonia, "La Vie Colombophile". Como les decía antes, esto quizás no tenga mayor importancia, podría haber sido un detalle irrelevante en cualquier otra situación, pero estando el patio como está ha sido interpretado por la gente de Valonia como que a todos ellos les han dando una bofetada en la cara de "La Vie Colombophile"... y ahí es donde encaja "lo nuestro" con el Marsella Internacional. Como hay otras muchas formas de seguir dando bofetadas... parece que la Federación Nacional Belga quiere utilizar nuestra cara, pobres colombófilos españoles, para darle otro mandoble a las intituciones valonas. Como ya les he comentado anteriormente, el Marsella Internacional lo organiza una agrupación de clubes que se denomina Club Fondo Valonia. Basta ver su nombre para saber donde está problema... je,je,je,je.  A pesar de ser ellos los organizadores y ser una prueba privada, deben contar con el visto bueno de la Federación Nacional para realizar cualquier cambio en sus normas, fechas de celebración, participantes, etc. Tras nuestra petición se cursó la correspondiente solicitud a la Federación Nacional para que se nos permitiera participar en la prueba, a lo que respondieron poniendo pegas de los más variopintas. Una vez que conseguimos saltar todos los obstaculos que nos fueron poniendo en el camino nos encontramos con el más complicado de todos... el silencio. Por más que le aportamos documentación, alternativas, soluciones y demás escritos la Federación Nacional Belga ha decidido no responder a ninguno de ellos, ni para darnos el visto bueno ni para prohibir nuestra participación. Mientras otras pruebas colombófilas se expanden incorporando diferentes paises, como pasa cada año con el Barcelona Internacional (prueba que comparte directivos con la propia nacional), al Marsella han decidido "caparlo" impidiendo que se pueda incrementar el número de países participantes y así limitar su repercusión continental. Ya en anteriores ocasiones han intentado incluso eliminarlo del calendario de pruebas nacionales. Lo que les decía, otra bofetada en su guerra interna y esta nos ha caido a nosotros en todo el morro sin comerlo ni beberlo... pero que no se crean que los vamos a dejar tranquilos tan fácilmente... je,je,je,je,je... que la esperanza es lo último que se pierde y aun tenemos ocho meses por delante antes del Marsella 2015. Les iré contando aquí mismo lo que vaya sucediendo al respecto.