lunes, 2 de diciembre de 2013

Menudo elemento

Cuando hace unos días comentaba aquí que habían aumentado significativamente los lectores procedentes de Madrid y alrededores en el Blog nunca pensé que podría suceder lo que me han comentado esta misma tarde. Lo relato tal como me lo cuentan y que cada cual saque sus conclusiones al respecto. Yo, por mi parte, le doy plena credibilidad a la persona que me lo ha dicho, pero no puedo confirmar que la otra parte implicada sea igualmente de fiar. Este amigo me llamó hoy para preguntarme si tenía aun en mi palomar las palomas que aparecen en la sección de ventas, en concreto la pareja de palomas de Jan Polder. Lógicamente le comenté que sí las tengo, pues de no ser así no podría estar vendiendo pichones de ellos en estos momentos. Entonces mi amigo me indicó que se había puesto en contacto con él un colombófilo que, por su acento, parecía ser extranjero diciéndole que tenía en venta pichones de las líneas de Jan Polder y le facilitó como parte de su reproducción el pedigree de mis Polder. Como él conoce dichas palomas, pues incluso ha comprado algunos pichones de la pareja, en seguida notó que esos eran mis pedigrees y que el vendedor en cuestión los había manipulado para eliminar mi nombre de los mismos (Polder suele anotar en los pedigrees el nombre de la persona al que vende cada paloma). Al hacerle saber esta irregularidad, el vendedor de los supuestos pichones Polder le dijo que él, aunque no vive en la provincia de Madrid, es compañero de club mío, en el club de Madrid, y que yo le había vendido los citados reproductores... menudo morro el del colega. Basta decir que ni he vendido dichas palomas, ni conozco a ese señor... ni siquiera tengo constancia de que el mismo sea realmente socio de nuestro club. Este individuo se ha limitado a descargarse los pedigrees de mi web y ahora parece ser que se dedica a ofrecer pichones de "sus" supuestas parejas a cualquier persona que pueda pillar desprevenida. Para colmo, todas las parejas cuyos pichones están actualmente en venta se encuentran en estos momentos en Canarias, donde criarán al menos un año más, debido a los problemas que ya les he comentado con el nuevo palomar de Madrid.... por lo que este tipo ni siquiera habrá visto nunca físicamente las palomas que presenta como propias.